Su hijo puede trabajar, incluso si tiene una discapacidad y recibe beneficios de Medi-Cal o Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI). De hecho, Medi-Cal y SSI están diseñados para que la gente que trabaja salga adelante.

Con empleo, su hijo puede:

  1. Conservar su cobertura médica de Medi-Cal, incluso mientras gana tanto como $63,470 al año
  2. Tener más ingreso total y seguir recibiendo SSI
  3. Ahorrar algo de dinero y seguir recibiendo SSI
  4. Si se suspende la SSI, reactivarla si se necesita más adelante

Usted puede ayudar a su hijo o hija a planificar para el empleo. Comience familiarizándose con estas cuatro formas en que los programas de beneficios y el empleo pueden combinarse.